HOME :: VOLVER A TODAS LAS NOTICIAS

Recolección

24 | Julio | 2014  

Compartimos la nota de Javier Altamirano, que nos cuenta sobre algunas prácticas y actitudes que forman parte de su religión reciclópata y que no son solo un modo de ahorrar dinero, sino que también salvan al planeta de nosotros.

 

 

Hola lectores de Mendoza Verdoza, hoy les traigo una grosa (si, con rima y todo). Hoy vengo a contarles sobre algunas otras prácticas y actitudes que forman parte de mi religión reciclópata y que no son solo un modo de ahorrar dinero, sino que también salvan al planeta de nosotros.

 

Lo que ven en la fotografìa no es ni mas ni menos que un par de zapatillas que hallé en una caja en la calle, había otro par también pero estas merecen la atención ya que son restauradas en cierto sentido.

 

La importancia que tiene la restauración de algo o el arreglo, consiste justamente en alargar su vida util, y si alargamos la vida util de un objeto entonces:

 

 ¿Por qué necesitaríamos comprar otro?

 

Y si no necesitamos comprar otro entonces estamos aportando mucho a la lucha en contra del comercio desmedido e innecesario que día a día nos invade publicitariamente.

 

 

Como pueden observar, allí está el motivo por el cual las habían dejado en la calle como si no valieran nada, como si el hecho de que no tengan pegamento en su casa fuese suficiente para descartar algo que ha requerido de muchos recursos por parte de nuestro planeta. Pero por suerte para este par de zapatillas, se encontró conmigo, que si tengo pegamento y decidí alargar su existencia.

 

 

Así que esa es la historia de un par de los tantos que tengo que restauré, reparé, pegué, o simplemente decidí rehusar para combatir a Adidas y a su monopolio de fabricación desmedida. Al final de esta nota les dejaré el enlace sobre las zapatillas mendocinas recicladas que han comenzado a reciclarse para que puedan obtener la suya.

 

En notas anteriores les hablaba de las libretas recicladas o que podemos hacer con los residuos que generamos, también les he hablado sobre algunas costumbres que son sencillas para empezar a adquirir y sobre como podemos tomar posturas frente a quienes tenemos en el hogar que a veces no comparten nuestras ideas, sin embargo, para esta clase de acciones como reciclar un par de zapatillas se precisa mucho más que solo levantarlas de la calle, se precisa la convicción de que lo que estamos haciendo es realmente una acción verde y no eso que los ancianos llaman “ser un linyera” o la mayoría de la gente, y tengan por sentado que si los veo haciendo eso, seré el primero en aplaudirlos o en cebarles un matecito, así que tranqui, recojan nomás.

 

Un proyecto de reciclaje que me parece interesante en Mendoza y que ha adquirido índole e importancia nacional es el de XINCA “ZAPATILLAS SUSTENTABLES”, ellos fabrican zapatillas con la tela que recolectan de las fabricas textiles y usan como suelas las cubiertas de los autos, los neumáticos esos que vemos tirados en la calle todo el tiempo, realmente un proyecto admirable.

 

https://www.facebook.com/XincaSustentables?fref=ts

 

Es una buena alternativa a la hora de elegir un cambio radical, elegir opciones sustentables, y más si son recicladas, asi que ahí tienen el link, nos vemos en la proxima.

 

 

 

Autor de la nota: Javier Altamirano

Categoría: Reciclaje

 

 

 

Ir arriba :: Volver a noticias :: Volver al inicio